Connect@ADP

Tecnología líder con un enfoque humano

La oficina del futuro

Publicado por: ADP Iberia on 15 diciembre 2016 in Innovación y tecnología, Multinacional y Globalización, Tendencias

Share thisShare on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Facebook

La oficina del futuro hizo sus primeros pinitos en los 90 cuando las empresas trataron de renunciar a los escritorios y cubículos tradicionales y permitieron a su personal trabajar desde donde quisiera. Lamentablemente, esa visión iba un paso por delante de su época y la tecnología no estaba a la altura. No existían herramientas colaborativas, los equipos estaban limitados y no había conectividad inalámbrica.

Hoy en día, todo es diferente. Hay una gran variedad de herramientas que nos permiten trabajar y colaborar con nuestros colegas de cualquier parte del mundo.

Un espacio de trabajo creativo y colaborativo

En primer lugar, nacieron los espacios de co-working con el aumento del número de autónomos: estos pagan un alquiler para usar un espacio de trabajo compartido con el fin de colaborar, establecer contactos y salir de casa cuando lo necesiten. Ahora, las empresas grandes están siguiendo el ejemplo y ofreciendo oportunidades similares a sus empleados. Los empleados las aceptan con agrado y un 81 % de ellos afirma que aprecia tener la capacidad de «trabajar desde cualquier lugar del mundo», según el informe del instituto de investigación ADP Research Institute® La evolución del trabajo: la naturaleza cambiante del lugar de trabajo global.

Las ventajas son muchas: las empresas han visto incrementada su productividad y han reducido los costes al disminuir el espacio de oficina. Al mismo tiempo, los empleados también salen ganando por el aumento de la flexibilidad, ya que pueden mejorar el equilibrio entre su vida laboral y personal. Los costes reducidos y el incremento de la eficiencia permiten también a las empresas ser más flexibles y ágiles en un mundo globalizado donde la competencia puede tener sus propios problemas de rentabilidad regional. Una plantilla más flexible y ágil es una ventaja enorme para la competitividad al igual que lo es un coste inferior en cuanto a los empleados donde se incluyen los viajes, los inmuebles y la capacidad de atraer y retener a los talentos.

Escritorio compartido (hot desking)

Una de las manifestaciones más visibles de la oficina del futuro es el hot desking, o lo que es lo mismo «escritorios compartidos». Se requieren menos escritorios personales y, en su lugar, se aboga por espacios flexibles para un equipo o escritorios de alquiler conforme a un determinado proyecto. Esto se puede aplicar tanto al personal que acude cada día a la oficina como a aquellos que lo hacen con menor frecuencia. Tiene ventajas también para la colaboración, ya que permite que las personas y los equipos interactúen de forma natural y compartan información y conocimientos en persona o por teleconferencia. Al no tener espacios fijos, se aumenta también el contacto con otras personas del negocio y con sus ideas, lo que no siempre resulta sencillo en un entorno tradicional de trabajo.

Adidas se ha tomado a pecho esta política y, en su nueva sede, un gran grupo de empleados de gestión de marca ya no disponen de un escritorio designado, sino que pueden elegir qué módulo y qué espacio de trabajo es el que mejor se adecúa a sus tareas. La oficina tiene también zonas abiertas, incluidas cocinas espaciosas que fomentan los encuentros informales. La idea es crear un ambiente que promueva la flexibilidad y la colaboración a la par que se reducen las jerarquías tradicionales o, en algunos casos, se eliminan por completo.

Los sistemas y la tecnología ya están aquí

Este lugar de trabajo del futuro se ha convertido hoy en una realidad gracias a las mejoras del software de colaboración. Si bien los trabajadores siempre han invertido mucho tiempo en comunicarse por correo electrónico, en la actualidad existen herramientas que les permiten unirse a comunidades a través de las redes sociales corporativas. Forbes informa de que Atos, la empresa europea de soluciones de tecnología de la información, ha adoptado esta opción con entusiasmo. La empresa tiene más de 76 000 empleados en 47 países y usa un sistema centralizado para implementar la mensajería instantánea y las videoconferencias, compartir documentos y gestionar las comunidades de clientes. El personal puede comunicarse con sus compañeros estén donde estén para pedirles consejos profesionales u opiniones, o unirse a comunidades que sean interesantes o relevantes para la tarea que estén llevando a cabo. A raíz de ello, Atos se ha centrado mucho más en sus clientes y, gracias a esta política, puede ampliar su negocio.

Con una variedad de opciones en constante crecimiento para proporcionar flexibilidad a los empleados y fomentar la colaboración, el futuro del lugar de trabajo resulta prometedor.

(Visited 58 times, 1 visits today)
Share thisShare on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Facebook

TAGS: CHRO collaboración espacio de trabajo gestión del capital humano tecnología

Deja tu comentario

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

Configurar preferencias de cookies